«Ride of Smiles»: el viaje de las sonrisas

Un kilómetro sin una sonrisa es un kilómetro perdido.

Para el doctor Hans-Henning Baba Bützow, cada kilómetro es importante. Durante sus viajes en moto, el médico solía encontrarse con gente pobre que, a pesar de todo, se mostraba dispuesta a compartir todo lo que tenían con él. Conmovido por la hospitalidad y las sonrisas amables de estas personas, Baba se planteó un objetivo: recorrer 80 000 kilómetros a lomos de una R 1200 GS Adventure y recaudar 50 000 euros para obras benéficas en un viaje al que denominaría «Ride of Smiles». De esta forma, al final del viaje, los niños más necesitados tendrían un buen motivo para volver a sonreír.

"
Queremos devolverles la dignidad, la esperanza y la sonrisa a muchas personas.
"

Dr. Hans-Henning Baba Bützow

El pequeño Joel

¿Qué es lo que provoca que un hombre se tome un año sabático y se dedique a recorrer más de 80 000 kilómetros en su moto? En todo tipo de condiciones climatológicas. Enfrentándose a peligros que solo conocemos por el telediario. La respuesta de Baba es concisa: Joel.
Baba conoció al pequeño mientras viajaba de mochilero por Centroamérica a los 21 años. Ese encuentro cambió la vida de los dos. Mientras Baba intentaba mantener una buena perspectiva para sacar una foto de un volcán, escuchó unas risas cerca. Miró a los lados y se encontró con los ojos de un niño de 10 años que tenía las facciones de un hombre adulto. Joel sufría una enfermedad del metabolismo óseo que le provocaba un envejecimiento más rápido que el de los demás niños. En un país azotado por la pobreza como Guatemala, su esperanza de vida era de 18 años como mucho.
«Joel subió a la misma colina que yo. Descalzo y en muletas. Era consciente de que no llegaría a viejo. También era consciente de que probablemente nunca tendría estudios, una esposa, una familia o niños, y que nunca sabría lo que es la vida sin dolor», explica Baba. Baba habló con el niño durante mucho tiempo. Joel le explicó que los fines de semana subía arrastrándose hasta ese sitio para pedir dinero para su familia porque no quería ser una carga.
Durante todo el tiempo que estuvieron hablando, Joel no paraba de reírse y de sonreír, ajeno a su dolor y a sus circunstancias. En ningún momento le pidió dinero. Baba se sintió profundamente conmovido por el niño y le dio 70 dólares, todo el dinero que tenía. A cambio, Baba recibió una sonrisa llena de alegría. Una sonrisa que cambió la vida de Baba.
+ Leer más

¿Soledad? No, gracias.

¿Soledad? No, gracias.

A lo largo del recorrido del «Ride of Smiles», Baba no buscaba la soledad ni trataba de descubrir lugares recónditos del mundo. Más bien, todo lo contrario. En su búsqueda de nuevos encuentros, escogía deliberadamente aquellas rutas que le permitirían conocer a la mayor cantidad de gente posible. «Quiero conocer a diferentes personas y escribir sobre ellas en mi blog. El objetivo del "Ride of Smiles" es precisamente recaudar dinero para ellas, especialmente para los niños».

Puede que los 50 000 euros que pretende recaudar no sean mucho dinero. Muchas de las personas con las que se encuentra Baba no han tenido dinero en toda su vida. Lo necesitan para comprar alimentos y medicamentos. Y, sobre todo, para tener la esperanza y la posibilidad de un futuro mejor. Para ellos, un solo euro es mucho dinero.

+ Leer más

Ayuda procedente de muchas partes

Ayuda procedente de muchas partes

Las donaciones que se realizan al «Ride of Smiles» no se utilizan para financiar el recorrido. Baba paga de su propio bolsillo todo el viaje. También donó los primeros 7000 euros para alcanzar el objetivo de la campaña de recaudación. Esto quiere decir que, una vez emprendido el viaje, solo tenía que recaudar 43 000 euros. Baba ha recibido la generosa ayuda de sus amigos y compañeros, los cuales están impresionados con el ejemplo que está dando a los demás a través de su compromiso.

BMW Motorrad también quiso contribuir a esta extraordinaria campaña y facilitó a Baba una R 1200 GS Adventure, así como todo el equipo necesario. Esta moto es famosa por su capacidad para enfrentarse a retos especiales y para responder de forma eficaz ante cualquier imprevisto. Por ello, a Baba le resultó muy fácil elegir la moto que se llevaría como compañera de viaje. La donación también incluía 7000 kilómetros de entrenamiento de conducción en España.

El dinero recaudado se repartirá entre cuatro organizaciones benéficas: Médicos sin fronteras, Christian Blind Mission, United For Africa, así como Sternstunden de la empresa Bayerischer Rundfunk. Todas ellas cuentan con una amplia trayectoria y poseen los recursos necesarios para distribuir la ayuda de forma que realmente beneficie a los destinatarios. La organización benéfica Sternstunden pertenece al mismo estado de Baviera que Baba y se dedica a ayudar a los niños enfermos, con discapacidad y necesitados.

+ Leer más
Más historias que pueden interesarte.
Motocicletas adecuadas.
spinner